El blog de

Cómo sacar a tu blog del precipicio del olvido y llevarlo a la cima del encanto.

Redacción 1 julio, 2010

Los blogs son una mina de oro para muchos y frustración para otros. Por medio de publicidad los blogueros pueden ganar varios miles de dólares al mes, otros no tan afortunados tienen una idea poco pulida y se enfrentan a la gran masa amorfa del internet que busca contenidos interesantes, muchos desisten y quedan botados en el camino.

Revisas las estadísticas del blog y no se mueven, los números están dormidos y no te explicas qué es lo que está pasando, si consideras que tu idea es muy buena ¿por qué nadie visita tu blog? Más bien parece ese niño que está sentado sólo en el parque que nadie lo invita a jugar. Tú no te mereces esta patética situación, así que sigue leyendo e intenta identificar si estas cometiendo alguno de los siguientes errores.

El contenido de blog aburre:
Cuando el contenido general de tu blog es poco interesante, es mejor que vayas cavando la tumba, buscando picos y palas y pensando en un epitafio. Si el contenido no va de lo general a lo específico y viceversa, no tendrá el éxito que esperas. Debe haber un equilibrio entre ambos factores porque si te vas a los extremos y sólo publicas sobre temas generales la gente perderá el interés y si te vas del otro lado y tu página baila sólo en un contenido específico, te aseguro que los temas se te acabarán.

Cuando sólo hablamos de temas generales, la atracción de clientes será menos a si tuvieras un enfoque más interesante, por ejemplo te gusta hacer ejercicios, mucha gente como tú también sale en las mañanas a correr o por las tardes va al gimnasio, pero tú hablas de “actividad física”, ¡grave error! En internet hay miles de millones de sitios que hablan, comentan, opinan, vociferan, escupen sobre actividad física, entonces por qué no publicar una entrada sobre los de tipos de ejercicios más recomendados para adultos mayores, o mujeres embarazadas o la dieta que deben llevar los corredores antes de una competición. No estás dejando de hablar de actividad física, sólo que lo haces con un enfoque diferente.

No opines: al público no le interesa tu opinión.
Mantén la distancia entre opinión e información, a no ser que seas un líder de opinión como Larry King, Oprah Winfrey, Pérez-Reverte o un genio como Steve Jobs o Stephen Hawking, a la gente no le interesará lo que tengas que decir sobre determinado tema, no es que no puedas dar tu punto de vista, lo que pasa es que si escribes; “no me parece tal cosa”, “no estoy de acuerdo esta otra” la gente pensará “¡Bah! ¿Quién se cree este tipo o tipa?” y si lo vas a hacer, que sea sutilmente, por ejemplo: “con estas acciones, queda en evidencia que Apple está dando un manejo inadecuado a los canales de comunicación para informar al público sobre los problemas en recepción del iPhone 4”.

O bien, puedes atribuirle una opinión a un experto del tema, no es que vas inventar o vas a poner palabras en la boca de otro, sino que buscas declaraciones que vayan acorde a tu línea editorial, por ejemplo si es un tema ambiental, qué es lo que opinan los activistas de Greenpeace. Para esto existen varios servicios que te pueden mantener al tanto, están las Google Alertas que te avisa cuando algún medio publica sobre un tema específico o bien los servicios RSS que también están disponibles en Gmail.

Un detalle importante es que tu información debe llevar un equilibrio o fairness, esto quiere decir que si publicas sobre la actitud de Dell al vender productos defectuosos conociendo el estado de las máquinas, no sólo deberás escribir qué dijo la parte denunciante, sino cómo se defiende la compañía infractora, y es recomendable que haya pluralidad de fuentes, así que puedes dar a conocer comentarios de una tercera o cuarta persona.

Pon el huevo y cacaréalo.
Bien, tienes un blog estupendo pero nadie sabe que existe, ¡Error otra vez! Usa las redes sociales para darte a conocer, la gente no va llegar sola a leer lo que escribes, sino que tienes que ir a tocar puertas y que el mundo sepa que tienes en tus manos “la solución a todos los problemas de la vida”, parafraseando al creador de Nabu.me.

Nadie crea un blog para leer el mismo, “sólo existo para mí”. Puedes hacer una página en Facebook, ¡Ojo! estamos diciendo página, no un perfil, ya vas a saber porqué. Si creas un perfil de tu blog; primero lleva implícita la condicional que debes aceptar la solitud, eso quita tiempo, segundo si la gente te encuentra en Facebook no podrá ver cuál es tu contenido, tercero sólo tendrás acceso a 5,000 seguidores, nadie crea un blog con un techo de visitas.

Por el contrario si creas una página cualquiera podrá leer lo que escribes, no hay un límite de fans y el seguimiento es automático, entonces sólo te quedará ponerte a trabajar y crear una base de datos de seguidores, amigos, fans o como quieras llamarlo y enviar invitaciones para que te conozcan.

Otras de las ventajas que tiene crear una página en Facebook es que si publicas algún enlace a tu blog automáticamente aparece en los perfiles de los fans, contrario sucede con un perfil, si publicas algo sólo aparecerá en los muros de los amigos que más te visitan, reduciendo así el tráfico de personas a tu blog.

En Facebook hay una aplicación que te permite sincronizar tu página con Twitter, así lo que publicas en Facebook también aparecerá en forma de tweets.

No trates de impresionar con tu diseño, divierte.
No tienes que ser un diseñador web para hacer esto. El diseño del sitio es un factor crítico para que un visitante permanezca en tu blog, sitios de blogs como Blogger o WordPress te da varias opciones de plantillas que puedes personalizar, utiliza factores como psicología del color, orden de los widgets, el diseño inteligente depende de cómo quieres que el cibernauta navegue por tu blog.

Si tienes conocimientos en HTML puedes explotar más esa faceta de geek y poder hacer modificaciones más significativas, si no sabes “ni jota” de qué trata HTML, puedes descargar algún tutorial en la web que te de una idea o una breve introducción. No es tan difícil como parece.

¿Es tu blog un solitario tigre de bengala?
Pasa en tontas películas para adolescentes, “Diez cosas que odio de ti” el joven solitario con un gran potencial que era rechazado por la bella doncella y que en un arrebato de rebeldía se convirtió en el “más buscado de la escuela”. ¿Así es tu blog? Así que si eres cantante amatéur, pon los enlaces de tus videos en YouTube, si pintas sube tus fotos a Facebook, Flikr, que la gente sepa que no sólo escribes como atacado. Sólo tienes que desarrollar ese talento.

Como viste hacer que un blog “tome color” no está escrito en los jeroglíficos de los templos egipcios ni fue escondido por los Caballeros Templarios, ni debes descifrarlo en un libro de Dan Brown, está ahí, a un clic de distancia.

Síguenos en Facebook aquí.

Lea también:

- Facebook es el caballo con el que las empresas ganan las batallas.

- Cómo hacer de tu negocio un éxito con Twitter.

5 comentarios »

Deje un comentario »

Get Adobe Flash player